El principio del tiempo / Opinólogía / ¿De verdad el gobierno de Mancera no tiene la culpa de la contingencia ambiental?

¿De verdad el gobierno de Mancera no tiene la culpa de la contingencia ambiental?

Por Vidal Llerenas

La calidad del aire era la principal preocupación de la Ciudad de México en los primeros años de la década de los noventa. La situación era realmente crítica, prácticamente todos los días de esos años se tenía mala calidad de aire. La ciudad tomó durante varios años medidas exitosas. Una de ellas fue el programa Hoy No Circula que impedía la circulación de autos viejos y obligaba a la verificación de niveles de emisiones. La capital en años como 2011 logró que solamente cinco días tuvieran mala calidad del aire. Es por eso que resulta una pésima noticia que después de 12 años tengamos una contingencia ambiental que afecte la actividad de la capital y ponga en riesgo la salud de sus habitantes.

Se trata de uno de los retrocesos más graves en la calidad de vida de la cuidad. Tristemente el hecho no es sorprendente, en la actual administración capitalina se han registrado 22 pre contingencias, cuando en todo el sexenio anterior tuvimos 17. Las causas de lo que ahora sucede es, en general, la falta de políticas que redujeran las emisiones de contaminantes y en particular el convertir una resolución de la Suprema Corte de Justicia en favor de un particular,en el fin del mecanismo para restringir la circulación de vehículos, lo que llevó a poner 600 mil autos adicionales, los que más contaminan, por cierto, en la circulación. El Hoy No Circula era un mecanismo aceptado por la población, que generaba incentivos para renovar el parque vehicular.

NO-CIRCULA-660x330

Las alternativas de acción eran varias. Una muy simple era la de mantener el sistema de restringir la circulación un día entre semana y un día al mes de los autos de cierta antigüedad. Como el fallo de la Corte solo beneficiaba a una persona, por seis meses, se contaba con suficiente tiempo, antes de que un número elevado de automovilistas se ampararan, para tomar medidas que mejoraran los mecanismos de verificación de contaminantes y reducir el número de autos en circulación. Por ejemplo, se podrían establecer verificentros especiales, equipados con mejor tecnología, operados por autoridades gubernamentales, para autos de más de diez años de antigüedad. El resto de los centros de verificación tendrían que invertir en nuevas tecnologías para mejorar su eficacia y reducir las posibilidades de corrupción. Los vehículos que circulen diario tendrían que pasar por mecanismo de verificación muy estrictos.

También se pudo ganar tiempo para incrementar el número de patrullas ecológicas que detectan autos que contaminan de manera evidente y los que no pasan la verificación. Un sistema de sensores remotos podría ayudar a los vehículos altamente contaminantes. Se podría también haber incrementado en el número de escuelas privadas en las que el sistema de transporte escolar es obligatorio. Instalar trampas de partículas en las unidades de transporte de pasajeros y los camiones de recolección y transferencia de residuos. También poner en marcha un programa para revisar los convertidores catalíticos de los taxis y acelerar su renovación.

El gobierno de la capital incrementó en dos pesos el precio del metro, pero no lo ha utilizado ni para construir más líneas, ni para mejorar la calidad del servicio. El metrobus apenas si creció en una línea y media. En este momento ninguna línea de metrobus está en construcción. El programa de ecobici creció, pero ya debería operar en toda la delegación Cuauhtémoc, en Azcapotzalco y en Coyoacán. Practicamente no se ha inaugurado una ciclovía importante en los últimos años y mucho menos algún bici estacionamiento. No existe un programa para sustituir el parque vehicular público para que utilice motores diesel con tecnología de punta. Ni siquiera estamos seguros de que los vehículos del gobierno cumplan con los procesos de verificación establecidos. Tampoco se tiene un plan para ofrecer las estaciones de energía que los vehículos eléctricos requieren. Se mantuvo la tenencia para los vehículos de alto costo, pero no para los que más contaminan. No existen ni incentivos, ni promoción, ni obligaciones para sustituir el automóvil privado por servicios de transporte colectivo de personal.

TRAFICO EN JAVIER PRADO. EDIFICIO MAL GRANDE DEL PERU, HOTEL WESTIN. PUBLICIDAD EN LA AVENIDA JAVIER PRADO.

Mientras tanto, las prioridades del gobierno son otras. El Jefe de Gobierno se ocupa de viajar por el país para promover un programa en el que los médicos van a casa de los enfermos. También está pendiente de los eventos de automovilismo. El secretario de movilidad se ocupa de organizar la estrategia de movilización y del voto para la elección del constituyente de la ciudad. La Secretaría del Medio Ambiente se encarga de explicar el nuevo cambio en la ubicación de la rueda de Chapultepec. El responsable del espacio público ha cambiado tantas veces que es imposible incluso identificar su nombre. Pero cuando llega la contingencia, la primera en más de una década, se señala a otros como los culpables. A la ciudad le urge una política solvente para mejorar la calidad del aire, urge que le pidamos cuentas al gobierno capitalino de su actuar y le exijamos una plan coherente a seguir.

Acerca de Vidal Llerenas

Economista por el ITAM, cuenta con una maestría en Política y Gestión Pública por la Universidad de Essex y un doctorado en Administración y Gerencia Pública por la Universidad de York. En 2004 fue Director de la Contraloría Social para Estados y Municipios de la Secretaría de la Función Pública. Posteriormente en la administración de Marcelo Ebrard fue subsecretario de Egresos en la Secretaría de Finanzas capitalina. En 2009 fue electo como diputado federal y como secretario de la Comisión de Presupuesto gestionó importantes recursos para proyectos de inversión en el DF. En 2012 fue electo diputado local por el distrito 5 y desde la Asamblea Legislativa ha impulsado importantes iniciativas en favor de los capitalinos. En la LXIII Legislatura en la Cámara de Diputados, Vidal Llerenas forma parte de la bancada de Morena, partido por el que contendió y ganó una diputación federal y desde donde continuará con el compromiso de gestionar recursos para la ciudad de México.

Te puede interesar

#Opinólogo

¿Hacia dónde va la política científica de México?

Comparte en WhatsApp La ciencia es un sólido instrumento para el desarrollo social. Los países ...

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>