El principio del tiempo / Opinólogía / Hacia la participación ciudadana 2.0

Hacia la participación ciudadana 2.0

Por: Liliana Madrigal



Desde siempre, en mi vida dentro de la política, la participación ciudadana ha sido una agenda que me preocupa, pero sobre todo que me ocupa y no por obligación, sino por congruencia, y porque estoy convencida que como sociedad no podremos avanzar si no trabajamos entre todos: gobierno, sociedad, organizaciones civiles, academia, sectores empresariales, etcétera.

Nuestro sistema político democrático le confiere al ciudadano el poder de conformar el gobierno representativo, pero solamente su participación permanente después de este ejercicio justifica el pleno derecho al voto.

FOTO: livestream.com
FOTO: livestream.com

Cuando hablamos de participación ciudadana a veces se piensa que es un asunto que le compete exclusivamente a las organizaciones o a los ciudadanos, y que la responsabilidad acaba cuando los ciudadanos acuden a votar.

Yo en lo personal, creo que la participación ciudadana va mucho más allá de la responsabilidad que tenemos de acudir a las urnas cada tres o seis años para elegir a nuestros gobernantes o representantes populares.

Como personas que ocupamos un cargo de elección popular, estamos obligados a fomentar la participación ciudadana a través de acciones concretas, legislando en nuestro caso como legisladores, para facilitar los procesos de participación de la sociedad.

Desde la Cámara de Diputados, tenemos la obligación de impulsar, legislar y reglamentar la participación ciudadana como una contraloría social. Que este concepto sea más que palabras y se convierta en una tarea diaria de todos los actores de la sociedad.

Muchos son los temas de la agenda nacional a los que tenemos que prestar atención y en los cuales debemos trabajar, como la transparencia y la rendición de cuentas, el combate a la corrupción y la planeación democrática, así como la cultura de la legalidad. Creo que poco a poco estamos avanzando con pasos sólidos que nos permitirán tener un mejor sistema, uno más fuerte y uno donde podamos recuperar la confianza de la gente en sus autoridades con acciones más que con palabras.

Considerando los avances jurídicos que hemos logrado en materia de transparencia y revisando los pendientes, creo que tenemos la oportunidad como legisladores, de dar un paso hacia la consolidación de nuestra democracia, sobre todo ante los grandes retos que esta enfrenta no sólo en nuestro país, sino en el contexto internacional, donde hemos visto que los ciudadanos se están organizando para demostrar la fuerza que tienen mediante la unión de sus voces, como el caso del Brexit en Inglaterra, el No a la paz en Colombia, o el inesperado triunfo de Donald Trump en Estados Unidos.

FOTO: baustinsarah.wordpress.com
FOTO: baustinsarah.wordpress.com

El mensaje ha sido claro en las distintas democracias del mundo: las sociedades exigen su derecho a ser escuchadas, y lo están demostrando con acciones muy concretas. En México no seremos la excepción.

Creo que en el contexto actual que vivimos en nuestro país, el tema de la participación ciudadana cobra mayor relevancia si lo contextualizamos con la confianza que tienen los mexicanos en las instituciones, y quiero mencionar algunos datos, para dimensionar mejor el reto que tenemos enfrente:

Los partidos políticos, los sindicatos y los diputados somos las instituciones en las que menos confían los mexicanos.

De siete años para acá, todas las instituciones en nuestro país han sufrido bajas en su confianza, y hoy por hoy la desconfianza en las instituciones ha alcanzado niveles históricos, de acuerdo con la encuesta de Consulta Mitofsky, publicada hace unos días.

¿Por qué hago referencia a estos datos?

Muy sencillo: el principal desafío que enfrentamos es recuperar la confianza de los ciudadanos en todos los sectores.

Pero estoy convencida que ya no sólo se trata de un mero discurso que diga mucho pero no comunique nada. Se trata de que como representantes populares, acuñemos la responsabilidad que tenemos de acercar las decisiones públicas a la gente que nos eligió.

Se trata de que las decisiones que tomemos, sean basadas en las opiniones de los ciudadanos, y sean argumentadas y fundamentadas en que estaremos haciendo lo mejor para nuestro país. Y yo creo que hoy por hoy tenemos muchas formas de fomentar la participación ciudadana y yo quiero compartirles una postura personal:

Las redes sociales se han convertido en el medio por excelencia para que los ciudadanos expresen su opinión y participen, creo que en la actualidad, tenemos ciudadanos más informados y que participan más que hace una década.

Sin embargo, de manera personal veo que desde este lado, en el que nos toca estar como representantes populares o como autoridades, no hemos terminado de entender estos nuevos mecanismos de participación del ciber ciudadano.

Si las nuevas tecnologías están siendo un vínculo para conectarnos con los ciudadanos, estoy convencida que nosotros debemos aprovechar ese vínculo. Debemos perder el miedo a ser cuestionados. Debemos aprender a responder a la gente que nos consulta nuestras decisiones a través de Twitter o Facebook.

Yo creo que hemos logrado marcos jurídicos que han fortalecido los mecanismos de participación ciudadana, pero creo que nos hemos rezagado en cuanto al avance de las nuevas tecnologías y las redes sociales.

Debemos sumar a las organizaciones de la sociedad civil, a las universidades, a los empresarios, a los estudiantes, a todas las instituciones inclusive comenzando por nuestra familia. Tenemos que reconquistar la confianza de los ciudadanos, y no creo que exista otro camino distinto para lograrlo, que precisamente de la mano de la gente.

Es nuestra responsabilidad lograr que superemos este reto de participación ciudadana que hoy nos imponen las nuevas tecnologías. Es nuestro deber escuchar a través de todos los medios y formar parte de esta nueva participación ciudadana 2.0.

Mexican Times es un medio plural en el que convergen distintos tipos de ideologías, en ese sentido, las opiniones vertidas en la sección #Opinología son responsabilidad de quien las emite y no necesariamente reflejan el punto de vista del medio.

Acerca de Liliana Madrigal

Maestra en Administración Pública y Abogada por la Universidad Juárez Autónoma de Tabasco. Ha sido diputada local, funcionaria de la Fiscalía General de Tabasco, candidata a la alcaldía de Villahermosa y actualmente es diputada federal del PRI. En el Palacio Legislativo de San Lázaro es Secretaria de la Comisión de Seguridad Pública e integrante de las comisiones de Participación Ciudadana, Juventud y Zonas Económicas Especiales. Desde que fue legisladora local en Tabasco, su agenda legislativa se ha concentrado en temas de equidad de género, derechos humanos, seguridad pública, maternidad subrogada y participación ciudadana.

Te puede interesar

#Opinóloga

Descomposición del tejido social y morbo en internet

Comparte en WhatsApp El viernes pasado cuatro personas fueron asesinadas a plena luz del día, ...

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>