El principio del tiempo / Opinólogía / Larga vida para el teatro “La Capilla”

Larga vida para el teatro “La Capilla”

Por: Mónica Aquino


 

Entre estrenos, recuerdo de puestas pasadas, vino, música, poesía, amigos y teatreros, se vivó el pasado 22 de enero el 65 aniversario del teatro La Capilla, lugar imaginado y puesto en marcha por Salvador Novo. Este recinto se ha caracterizado por dar cabida a obras de gran calidad y a nuevas propuestas en las que el género dramático se confronta y se vence a sí mismo al proponer nuevas técnicas, contenidos, referencias, etc.

Una de las partes más emocionantes de la noche -como si ver teatro no fuera suficiente- fue escuchar en voz de Boris Schoemann, el actual director artístico de La Capilla, la historia de la creación de este recinto narrada por Novo en la que detalles como la estructura inicial causaron risas, nostalgia y cercanía entre los asistentes:

“El pedazo que me proponían conservaba, casi totalmente en ruinas, una pequeña capilla desmantelada y sucia. Admito que haya sido por una deformación profesional, pero es el caso que le vi a esa capilla cara de teatro.”

Foto: timeout.com
Foto: timeout.com

Una de las cosas más jocosas que se escucharon en esa lectura en voz alta fue la ingenuidad en cuanto a costos que Salvador tenía al enfrentarse al proyecto que determinó su vida al pretender conseguir 100 patrocinadores que compraran anticipadamente abonos muy caros y que así permitieran el equipamiento del recinto para poder echarlo andar. Este plan, como en la actualidad, se vio transformado por la realidad económica en la que no es nada fácil conseguir que la gente apoye al género dramático.

Así pues, a pesar de las altas y bajas a lo largo de su historia, nos dice Novo: “Desde que se abrió el teatro de La Capilla el 22 de enero de 1953 el público acudió a él como nunca pude suponerlo y la primera obra presentada “El Presidente Hereda” de Cesare Giulio Viola, con José Jiménez y mis muchachos, alcanzó la nunca imaginada cifra de 142 representaciones a lo largo de 3 meses”. No podemos negar la importancia de este recinto que da cobijo a tantas puestas y propuestas en un contexto en el que las dificultades que tiene que se tienen que sortear son las suficientes para desanimar a quien no tenga un espíritu tan grande e inquieto.

Termino expresando mi admiración y respeto por este espacio haciendo eco para que todos lean las palabras con las que cierra la historia de este teatro Salvador Novo: “El teatro de La Capilla puede ser ahora, mañana, muchas cosas, una contribución modesta al auge del teatro en México, un lugar elegante de reunión, un laboratorio experimental, un teatro que no merece la atención de ciertos críticos. Para mí, para mi carrera de escritor y de hombre en el deber de dar a su país lo mejor que tenga, es un sueño cumplido.“, ¡larga vida para La Capilla!

Mexican Times es un medio plural en el que convergen distintos tipos de ideologías, en ese sentido, las opiniones vertidas en la sección #Opinología son responsabilidad de quien las emite y no necesariamente reflejan el punto de vista del medio.

Acerca de Mónica Aquino

Licenciatura en Letras Hispánicas por la Universidad Autónoma Metropolitana; diplomado en Gestión Cultural por la UCES, Argentina; especialización en Gestión Cultural por la Universidad de Cervantes, España; ha impartido cursos de iniciación a las artes para niños, curso en clínicas del IMSS a jóvenes referente a prevención de adicciones, creación de campañas de publicidad, participación en compañías de danza folclórica nacionales e internacionales y actualmente es directora de Educación Continua y Gestión de Proyectos en el Instituto Ciudadano para la Gobernanza Democrática S.C.

Te puede interesar

#Opinóloga

Björk, alegoría digital

Comparte en WhatsApp Estamos a punto de llegar a la segunda década del siglo XXI, ...

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>