El principio del tiempo / Opinólogía / Las famosísimas #fotomultas

Las famosísimas #fotomultas

Por: Andrés Atayde


 ¿Todo es malo con ellas?

El tema de las fotomultas me queda claro que es muy polémico. Más claro para mí es que lo fácil es subirse al tren y descalificar por completo su existencia. Sepamos distinguir entre los vicios y las virtudes de una política (por cierto, de todas, no solamente de ésta). En México cuesta mucho trabajo vincular la cosa pública con el uso de criterios técnicos: la formalización del estudio del fenómeno social.

FOTO: publimetro.com.mx
FOTO: publimetro.com.mx

Virtudes del tema en cuestión:

  1. Fortalecimiento del programa “Visión Cero“. Debemos buscar tener cero muertes en hechos de tránsito. Uno de las mayores causas de muertes en el espacio público es el uso inadecuado del automóvil: velocidad, distractores y no respeto señales de tránsito. La seguridad vial debe estar por encima de cualquier otra cosa
  2. Medida que inhibe justamente comportamientos que generan externalidades negativas. Una mala conducta (y más con implicaciones mortales) debe buscar ser minimizada (función disuasoria)
  3. Protección y promoción de quienes utilizan el espacio público sin automóvil, ya que además de no contaminar, hacen uso mucho más racional del espacio limitado. No soy un enemigo de l@s automovilistas (yo soy uno de ellos), pero definitivamente el espacio público está diseñado para el auto: en proporción de espacio, banquetas mal hechas (no existen o existen con muchos vicios), pocas ciclovías y muchas están mal diseñadas y/o no son respetadas. Los peatones y l@s ciclistas, por ejemplo, tienen derecho a circular con la misma seguridad vial que los demás (y al ser éstos dos mucho más vulnerables que l@s automovilistas, la política pública debe compensar esto)

Vicios:

  1. El origen. Estamos ante la presencia de un contrato que tuvo y tiene condiciones excepcionales, que generan alta desconfianza entre la comunidad. Un actor privado obtiene altos beneficios de conductas colectivas. Eso fue justamente lo que se observó para dar avance a los amparos: el interés de una empresa que actúa como juez (toma fotos) y parte (cobra las ganancias)
  2. Falta de transparencia por parte del Gobierno de la Ciudad de México. Esto parece canción repetida, pero es verdad. Hasta que existió presión social, el gobierno publicó el contrato y las potenciales ganancias de la empresa. Pero no solamente la opacidad se encuentra ahí. Para muestra un botón (literal): la Secretaría de Seguridad Pública tiene publicada al día de hoy la información relativa a las imágenes detectadas y desechadas, así como la relativa a las infracciones impuestas, hasta el mes de agosto del año 2016 (de donde se obtiene, por cierto, que en cinco de las 16 delegaciones, se han incrementado los accidentes viales). Existe información asimétrica e incompleta promovida por el mismo gobierno de la Ciudad de México. Aquí es oportuno decir que el año pasado presenté un Punto de Acuerdo solicitando a la misma Secretaría de Seguridad Pública el desglose del motivo por el cual incurrieron automovilistas en una falta al reglamento, la vialidad en donde sucedió, hora, las que han sido pagadas, las que fueron entregadas en el domicilio del supuesto infractor y las que han sido aplicadas al transporte público; evidentemente, dicha información no ha sido enviada.
  3. El destino de los recursos. Según información oficial, la Secretaría de Finanzas logró recaudar en el año 2015 por concepto de multas un total de 629 millones de pesos (recordemos que la aplicación de este sistema comenzó a finales del 2015), mientras que en el 2016 un total de 1,180 millones de pesos, es decir, ¡casi el doble! El problema no es el incremento en la recaudación, sino a dónde va a parar ese dinero. En el PAN hemos propuesto que lo generado por este tipo de infracciones, se destinen exclusivamente a la mejora del transporte público, que vaya que le urgen mejoras.

Conclusiones

Desde la llegada del Reglamento de Tránsito, y sobre todo de las fotomultas, el PAN ha exigido al Gobierno de la Ciudad de México mucha mayor y mejor comunicación social, así como total transparencia del contrato y del destino de los recursos. Esto definitivamente debe cambiar. Los amparos son una luz en este sentido.

Pero los vicios provocados por la burocracia de siempre, no puede estar por encima de los beneficios sociales de una política que busca cero muertes en el espacio público y la protección de sus agentes más desprotegidos. Pondré un ejemplo: mi tía Lesley vino tres semanas de Liverpool a la Ciudad de México para presenciar la boda de mi hermano. Ayer me comentó que leyó del tema y le pregunté su opinión. Me dijo: “En Liverpool existe un mecanismo incluso más rígido, pero el dinero va destinado exclusivamente a la Oficina de Transporte de la ciudad. Por conducir en un carril de ciclistas me cobraron 60 libras. Es justo”.

Mexican Times es un medio plural en el que convergen distintos tipos de ideologías, en ese sentido, las opiniones vertidas en la sección #Opinología son responsabilidad de quien las emite y no necesariamente reflejan el punto de vista del medio.

Acerca de Andrés Atayde

Tiene 30 años de edad y, en sus palabras, forma parte de una nueva generación que busca hacer las cosas de manera distinta y mejor, tanto en el ámbito público como privado. Es esposo de Vanessa y padre de Andrés. Se formó en escuelas Maristas, graduado por el ITAM. Es un fiel creyente de que la acción colectiva ciudadana permite alcanzar el bien común. Diputado Local a la VII Legislatura de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal.

Te puede interesar

FOTO: @ManceraMiguelMX

Ciudad de México accederá a fondo de aportaciones para reconstrucción

Comparte en WhatsAppMéxico, 18 Oct (Notimex).- El jefe de Gobierno capitalino, Miguel Ángel Mancera Espinosa, ...

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>