El principio del tiempo / Opinólogía / Las letras de la discordia

Las letras de la discordia

Por: Iván Lópezgallo



Alguna vez, en otra entrega de este espacio, mencionamos que el Zócalo de la Ciudad de México adquirió este nombre por el basamento que en tiempos de Santa Anna se colocó en la Plaza de la Constitución para construir un monumento para conmemorar la independencia. Basamento que en julio pasado fue desenterrado por arqueólogos del Instituto Nacional de Antropología e Historia y vuelto a cubrir tras ser registrado en fotos y preservado con materiales especializados.

En esos días tuve la oportunidad de platicar con el arqueólogo Alejandro Meráz, coordinador del Proyecto Zócalo, a quien le pregunté ¿por qué no se ponía una ventana arqueológica para que quien camine por la plaza pudiera verlo? Respondiéndome que por el uso que se le da al espacio (que es sede de eventos deportivos, manifestaciones, ferias y conciertos) sería complicado y hasta peligroso hacerlo; además de que el reflejo del Sol haría muy difícil que pudiera apreciarse.

Ni modo, la fisonomía de nuestra ciudad debe adaptarse a las necesidades de sus habitantes; aunque en lo personal preferiría ver al Zócalo como una plaza arbolada y no en una gigantesca plancha de concreto, ya que si algo nos hace falta son plazas en las que la gente pueda sentarse bajo la sombra de un árbol a leer, descansar, charlar o solo pasar el rato.

Ubicada entre Insurgentes y Patriotismo, dos de las avenidas más transitadas de nuestra ciudad, se encuentra la Plaza Valentín Gómez Farías, hermoso espacio que nos traslada a otra época gracias a sus calles empedradas y los edificios que la rodean, como las casas de don Irineo Paz (en la que pasó algunas temporadas el futuro Premio Nobel de Literatura, Octavio Paz) y el ya mencionado Gómez Farías.

Fue remodelada recientemente gracias a la participación de los vecinos, quienes tras lograr la demolición de una construcción de ocho pisos en el Parque Hundido, buscaron que las autoridades limpiaran la plaza, que se encontraba en un estado deplorable y llena de ratas y basura… aunque obtuvieron mucho más que su limpieza.

Cinco millones de pesos fue lo que invirtieron las autoridades para rehabilitarla, siendo además necesario reubicar a los comerciantes ambulantes que estaban en ella, proceso que fue desgastante hasta peligroso; aunque el resultado sin duda valió la pena, como podemos observar en la siguiente fotografía.

Foto: http://www.delegacionbenitojuarez.gob.mx/sites/default/files/field/image/34713635_bXIn-LUEUfvoL9l6_uLROBKoqSUyGg5F7Z0673eP31k.jpg
Foto: http://www.delegacionbenitojuarez.gob.mx/sites/default/files/field/image/34713635_bXIn-LUEUfvoL9l6_uLROBKoqSUyGg5F7Z0673eP31k.jpg

Sin embargo, el pasado martes 8 de agosto, buscando dar identidad a la plaza, la Delegación Benito Juárez ordenó colocar dos gigantescas letras en la esquina de la plaza. Mismas que al tener los colores del Partido Acción Nacional (PAN), al que pertenece el Jefe Delegacional Christian Von Roehrich, no solo violan el artículo 10 del Reglamento que regula el uso de Recursos Públicos, Propaganda Institucional y Gubernamental, así como los Actos Anticipados de Precampaña y de Campaña de los Procesos Electorales Ordinarios del Distrito Federal[1], sino que chocan completamente con el entorno.

Afortunadamente los vecinos de las colonias San Juan y Nochebuena, al darse cuenta de que enviados de la delegación rompían el mármol para instalarlas, reaccionaron y se movilizaron para impedirlo.

Durante años ignoraron la plaza que conseguimos fuera remodelada y ahora que vienen las elecciones quieren marcar el territorio panista con letras que rompen con el carácter histórico del parque.

Dijo al diario Reforma la Dra. Leticia Calderón Chelius[2], vecina de la zona e investigadora del Instituto Mora, que tiene su sede en la que fue casa de Gómez Farías.

Foto: Iván Lópezgallo
Foto: Iván Lópezgallo

La protesta de los vecinos provocó que al lugar se presentara Cristopher Soto, de la Subdirección de Concertación Ciudadana de la delegación, quien dialogó con los vecinos y aprovechó para repartir tarjetas de presentación. Rato después las letras fueron retiradas y se taparon los agujeros hechos en el cemento; aunque al otro día los trabajadores delegacionales volvieron a presentarse, esta vez para arreglar algunos postes que delimitan la plaza y que llevaban varios días rotos, siendo su reparación una de las exigencias de los vecinos.

Las letras de la discordia también reaparecieron pronto, esta vez en el parque Alfonso Esparza Oteo, de la colonia Nápoles. Hay que señalar que, de acuerdo con información que los vecinos dieron a Libre en el Sur, la colocación de estas iniciales “se realizó de manera subrepticia, posiblemente durante la noche, de modo que los residentes de la s inmediaciones del parque no se percataran, dada la oposición que ya ha encontrado la DBJ en otras colonias de la demarcación”[3].

Foto: Libre en el Sur.
Foto: Libre en el Sur.

Varias preguntas podemos hacernos: ¿es tan importante o necesario colocarlas? ¿Qué aporte hacen al entorno en que se ubican? ¿Realmente dan una identidad nueva a la zona? Pero sobre todo: ¿no hay mejor manera de gastar los impuestos? ¿No sería mejor arreglar calles, reparar luminarias (en vez de instalar otras sobre estas, aunque este es otro tema), o mejorar la seguridad de la demarcación?

Y hay más: ¿Qué harán las autoridades electorales ante la violación a la ley en que incurre la delegación? ¿O será que las letras no son una forma de posicionar al PAN y ganar votos pensando en el 2018? Pero sobre todo: ¿no hay cosas más importantes en qué gastar el dinero? ¿Tenemos una abundancia tan grande como para darnos estos lujos?

Lo lamentable es que todas, o la mayoría de estas preguntas cuando menos, quedarán sin respuesta… ¿o qué opinan ustedes?

P.D. Por cierto, ya que hablamos del Instituto Mora, del miércoles 16 al viernes 18 de agosto se llevará a cabo su 4ª Feria de Remate de Publicaciones, en la que habrá eventos culturales y libros y revistas del Instituto a muy bajo costo. Si quieren más información pueden consultar el siguiente enlace: http://www.mora.edu.mx/Instituto/Lists/Calendario%20eventos/Eventos.aspx?ID=298

Dense una vuelta, vale la pena (y sirve que así que visitan esta plaza tan especial, si es que no la conocen).

Foto: Iván Lópezgallo
Foto: Iván Lópezgallo

[1] http://www.iedf.org.mx/transparencia/art.14/14.f.01/marco.legal/ReglamentoRecursosPublicos.pdf

[2] http://www.reforma.com/aplicacioneslibre/articulo/default.aspx?id=1182191&md5=f4742bf5d87fcccfeb10c5a8c4fba03f&ta=0dfdbac11765226904c16cb9ad1b2efe&lcmd5=ff98a0015733816eae41b33897f20f20

[3] http://libreenelsur.mx/content/repudiadas-en-mixcoac-letras-panistas-aparecen-en-parque-napoles-vecinos-acusan-uso-partidis?platform=hootsuite

Mexican Times es un medio plural en el que convergen distintos tipos de ideologías, en ese sentido, las opiniones vertidas en la sección #Opinología son responsabilidad de quien las emite y no necesariamente reflejan el punto de vista del medio.

Acerca de Iván Lópezgallo

Periodista mexicano en Azteca, Proyecto 40 y otros medios. Profesor universitario. Ganador del Premio México de Periodismo y el Premio Nacional de Locución en 2010. 5o dan en TKD.

Te puede interesar

#Opinólogo

Es momento de enmendar la plana

Comparte en WhatsApp Después de saber que México presenta irregularidades por casi 6 mil millones ...

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>