El principio del tiempo / Opinólogía / Seguridad y justicia, comenzar con los policías

Seguridad y justicia, comenzar con los policías

Por: Liliana Madrigal



Desde 1999 el Estado Mexicano se convirtió en el único país del mundo en discriminar a sus policías. A través de un Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación el 08 de marzo de ese año, se adicionó el párrafo tercero a la fracción XIII del apartado “B” del artículo 123 de nuestra Constitución. El cual se dirigía a miembros de las instituciones policiales de los tres órdenes de gobierno, para removerlos del cargo si no cumplían los requisitos exigidos por las leyes vigentes en el momento de la remoción, sin que procediera su reinstalación o restitución, cualquiera que fuera el juicio en medio de defensa para combatirla y solo procedía la indemnización.

Fuente: El Universal
Fuente: El Universal

Desde entonces a la fecha, miles de policías han sido despedidos de manera injustificada sin tener derecho a ser reinstalados, en cumplimiento a la disposición constitucional que hice mención anteriormente. Ese atropello está a punto de ser parte de la historia, puesto que el 26 de abril, en la Cámara de Diputados aprobamos reformar esas líneas que por casi 20 años discriminaron bajo el amparo de la Ley, a muchos policías y servidores públicos del sector seguridad. El siguiente paso es que el Senado de la República y al menos la mitad de los Congresos locales más uno, aprueben estas modificaciones.

Si logramos avanzar, sin duda alguna romperemos con esta espiral discriminatoria que pone en un plano de desigualdad a los miembros de las Procuradurías y de las Instituciones de Seguridad. Lo que buscamos es un cambio de paradigma que impulse el cambio cultural.

Para lograr el objetivo de brindar seguridad a los ciudadanos como tarea primordial del Estado, sin duda debe existir una base sólida sobre la cual se construyan las instituciones que se encargarán de tan importante tarea; dichas bases son culturales, políticas, sociales y jurídicas y son necesarias para cambiar la perspectiva de a función policial.

Es necesario respetar y dignificar desde la Constitución el trabajo de la seguridad pública y otorgar y reconocer los derechos que cualquier otro mexicano SÍ goza en materia laboral; por un lado somos exigentes con nuestras autoridades policiales y por el otro hemos decidido menospreciar y despreciar su tarea desde lo jurídico, político y social y sin duda es una situación insostenible, el país requiere madurar la visión de lo que significa dicha tarea y labor; sin dejar de lado que no hay excusa para no reconocer los derechos humanos de nuestros policías y operadores de seguridad y justicia.

Entre los principales derechos que se restringen a los miembros de las instituciones encargadas de la procuración de justicia y la seguridad pública, se encuentran:

  • Estabilidad en el empleo.
  • Real posibilidad de un servicio profesional de carrera.
  • Prestaciones laborales que les brinden seguridad para ellos y sus familia.
  • Derecho a la reinstalación o reincorporación.
  • Ser separados de su encargo sin causa que lo justifique.

El cambio cultural que menciono arriba, será posible sólo si logramos estas modificaciones a la Ley, para reconocer el derecho a la reinstalación y reincorporación de un Policía despedido o dado de baja de forma arbitraria e ilegal. Con ello, también se devolvería el derecho a la seguridad en el empleo a todo Policía, lo que otorgaría tranquilidad al elemento policiaco y su familia, y se daría oportunidad de defender y hacer valer los derechos laborales de los policías en un juicio que sea válido y justo, además de que los elementos policiacos tengan posibilidad de aterrizar políticas públicas más eficientes dentro de las Instituciones de seguridad pública y procuración de justicia y hacer efectivo el servicio profesional de carrera.

Ya hemos expuesto los derechos que hoy son restringidos a los servidores públicos encargados de la seguridad y como jurídicamente se ha menospreciado dicha labor tan importante. Pero la afectación no solo es jurídica o política, las implicaciones de un ambiente laboral negativo son desastrosas a nivel personal y se reflejan en lo colectivo cuando los resultados negativos se evidencian.

Un ambiente negativo de trabajo, nos lleva a padecer estrés laboral y este a su vez conlleva diversas consecuencias en el individuo como lo son:

Consecuencias Psíquicas:

  • Deterioro cognitivo
  • Dificultad para concentrarse
  • Ansiedad
  • Depresión
  • Dificultad para actuar y tomar decisiones
  • Trastornos del sueño
  • Aumento de conductas perjudiciales para la salud
  • Ineficacia y fatiga constante
  • Deterioro de las relaciones personales

Consecuencias Físicas

  • Alteraciones cardiovasculares
  • Alteraciones dermatológicas
  • Alteraciones musculares y óseas
  • Alteraciones al sistema inmune y al sistema endocrino

Consecuencias en el servicio

  • Disminución del rendimiento del servidor público
  • Aumento en el ausentismo
  • Aumento de conductas perjudiciales al servicio

Ahora trabajaremos de la mano de las organizaciones civiles, de los policías afectados, de la Comisión Nacional de Seguridad y de todos los actores que hemos impulsado esta reforma, para que el Senado de la República apruebe esta reforma y regresemos los derechos que por casi 20 años les hemos negado a quienes tienen la responsabilidad de garantizarnos seguridad. Solo si ellos están seguros, si son respetados y valorados como cualquier servidor público, solo entonces saldaremos esta deuda pendiente.

Mexican Times es un medio plural en el que convergen distintos tipos de ideologías, en ese sentido, las opiniones vertidas en la sección #Opinología son responsabilidad de quien las emite y no necesariamente reflejan el punto de vista del medio.

Acerca de Liliana Madrigal

Maestra en Administración Pública y Abogada por la Universidad Juárez Autónoma de Tabasco. Ha sido diputada local, funcionaria de la Fiscalía General de Tabasco, candidata a la alcaldía de Villahermosa y actualmente es diputada federal del PRI. En el Palacio Legislativo de San Lázaro es Secretaria de la Comisión de Seguridad Pública e integrante de las comisiones de Participación Ciudadana, Juventud y Zonas Económicas Especiales. Desde que fue legisladora local en Tabasco, su agenda legislativa se ha concentrado en temas de equidad de género, derechos humanos, seguridad pública, maternidad subrogada y participación ciudadana.

Te puede interesar

FOTO: Twitter @PoliciaFedMx

Detenido en Veracruz, implicado en agresión a marinos en Puebla

Comparte en WhatsAppMéxico, 29 Jun (Notimex).- La Comisión Nacional de Seguridad informó que Saúl “N”, ...

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>